¿Qué hace que un coach de vida sea el mejor de todos?

Comparte!Share on Google+Tweet about this on TwitterShare on Facebook

Hay una gran diferencia entre un coach de vida y un excelente coach de vida.

Coaching para la vidaCada coach es diferente, cada uno usa sus enfoques modelados en base a sus ideologías, y algunos crean su pensamiento en base a oradores motivacionales y de los autores de libros de autoayuda que más estén de moda.

A diferencia del asesoramiento, el coaching no es una profesión con licencia, lo que significa que cualquiera puede decir que es un coach de vida y comenzar su práctica. Y cualquier persona puede iniciar un programa de coaching de vida sin saltar a través de los aros como cualquier profesional que ejerce su carrera legalmente.

Muy seguido, los libros de autoayuda pueden ser muy útiles y puede ayudar a armar muchas piezas del rompecabezas de cada quien, pero no debe confundirse eso con la propia idea de “autoayuda”.

A veces, es preocupante ver que hay un idealismo impulsado por los coachs de vida en ver que todas las personas necesitan de ayuda, y es por esto que en muchas ocasiones encuentran ovejas descarriadas que buscan orientación y es lo primero que consiguen.

Es muy importante destacar que cada ser humano es una persona digna, pero compleja, y que es negativo crear un set complejo de falsas expectativas en las personas, cada persona es como es y en base a eso logrará las metas que se proponga, sean pequeñas o muy grandes y ambiciosas.

Un excelente coach de vida conoce a las personas que está entrenando, entiende sus dones, sus debilidades y fortalezas, y a su vez tiene claro cuáles son las posibles oportunidades a las que la persona en entrenamiento puede enfrentarse.

Puede ver las fortalezas y debilidades de ese individuo, los próximos problemas y los puntos ciegos, y tiene el nivel adecuado de empatía para hacer las preguntas correctas que ayudan a navegar a la persona a su lado más oscuro. A través de la experiencia, dan desafío, apoyo, la motivación y la esperanza.

Así que cuando se trata de la función de un coach de vida en su vida, y su apoyo para ayudar a las personas a alcanzar el éxito, es una oportunidad para que la gente de un paso atrás y evalúe lo que es importante.

Es cierto que la gente que tiene sus negocios es a menudo más exitosa con el apoyo de un coach de vida, pues estas personas les apoyan, defienden, ayudan a priorizar y trabajar hacia sus objetivos. Si consiguen retroalimentación, y logran ver grandes cambios en su vida a través de un coach de vida, entonces se dan cuenta que es siempre mejor contar con alguno en cualquier caso de problemas.

Hay que dejar que los coach de vida se ganen su valor añadido, en la forma que le permitan a usted generar una mayor rentabilidad financiera, lograr mayor eficiencia y alcanzar un nuevo nivel de éxito.

Comparte!Share on Google+Tweet about this on TwitterShare on Facebook

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *